La plage

Escondida reposa nuestra promesa entre la arena,
fugaz y fina,
oculta bajo la grava de aquella playa de piedra.
Descalzos dibujaban tus pies el gozo de tu semblante,
un mar de regocijo, obsequio de caracolas.
Acariciaba el sol nuestros cuerpos
sincronizados flotaban oleando un baño de mimos:
ese balanceo espontáneo salpicando corales de besos,
lenguas en arrecife.
Disueltos entre las olas duermen los arrumacos
pálidos nuestros cuerpos con la resaca.
Diluidos en agua aquellos veranos salados
que anegados reposan cediendo
territorio a otros
dando lugar
a un castillo de promesas.
playaa 1 playaa 2 playaa 3 playaa 4 playaa 5 copy playaa 6 playaa 7 playaa 8 playaa 9playaplaya l